domingo, 23 de octubre de 2016

"dive for dreams", by e.e. cummings


"Huir", de Marçal Font i Espí


Huir, como si quemara la sombra. Huir. Huir como el viento, como el agua, como la piedra. Huir del mar, huir de la sal, huir de la arena, huir de la vida como si la vida en ello nos fuera. De los brazos de la matrona a los sepultureros. Huir. De Domingos con prisa, de madrugones graníticos, de siestas calcáreas, de sueños de arenisca. De poemas en servilletas, de dogmas sin crítica y de la crítica con caretas, de la academia sin sangre y de la sangre sin sapiencia. Huir. De quien canta un salmo igual que un gol, de quien canta un gol igual que un parto. De quien invoca guerra con Paz en la boca, del disidente a deshora, del que por tí mataría y del que sin tí se mata. De la lucha sin sentido y del sentido en simulacro.

Huir. De quien no ama Belleza, de quien no consume Belleza, de quien no devora Belleza, de quien no es un adicto empedernido de la Belleza y la busca hasta en los recovecos más repugnantes del mundo, porque sólo nos salvará Belleza. Huir de todos los demás hasta quedar solos. De los ecos, los reflejos, los fuimos, los habíamos, los hubiéramos, los habríamos sido… De ti y de mi, del nosotros, del “como ellos”, los para siempres y jamases.
Huir. De quien tiene más camino en la lengua que en la suela, más cicatriz en papel que en la piel, más curriculum que vida de capa y espada. Huir de uno mismo. De quien dice ser uno mismo, él mismo desde sí mismo. De quien se busca y de quien se pierde por seguirse y por seguir a quien se pierde.

Huir. Del polluelo muerto en la mano y los cien volando en la cresta. Del loco deslunado, del águila sin sol, del poeta sin poema, del monje sin hábito, del rey sin corona, de la mona sin seda, del emperador sin traje nuevo y del reo sin condena. Huir de Marte sin espada, de Venus sin pasión, de Judas sin beso, de Narciso sin espejo, de Orfeo sin lira, de Betty Boop sin liga, de San Esteban sin martirio y don Quijote sin delirio.

Huir. De quien teme a Amor, de quien avergüenza a Amor, de quien burla a Amor, de quien a Amor, aquella maravillosa putada, rinde tributo en rituales huecos y frases hechas, flores por encargo y cuernos de puta triste y entrega en usufructo de cuerpo cansado. Que sólo Amor mata a Amor y todo lo demás es mamoneo, envoltorio y tapa.

Huir. Para no quedarse quieto. Para crecerse y no estancarse, para no ser pestilente y traicionar al tiempo achicando territorio hasta quedar sólo en “yo”, chiquito, nimio, estático y colapsado como una bici sin pedales.

Huir. Lejos. Más allá de mares de dudas, travesías del desierto, montes de Venus, cuevas del tesoro, caminos de oro, puentes de plata, castillos de aire, torres de marfil y pantanos del pensamiento. Más allá de puertas al más allá.

Huir. Lejos. Hacia la boca del lobo, hacia el lienzo en negro, hacia lo que no todavía pero quizás más tarde, hacia la sima oscura, profunda, sin vértigo del misterio. Huir en un salto abisal. Huir por huir para ser y no estar. Para estar en otra parte. Para que sea otra parte. Huir para ensanchar el mundo y engullir abismos en caída voraz hacia lo hondo, hacia el orgasmo y la herida. Hacia el cielo en agua y la sangre en llamas. Huir como si quemara la sombra.

domingo, 11 de septiembre de 2016

viernes, 8 de julio de 2016

Sudor, de Jorge Amado























"Después de la comida, Severino encendía la vela y abría el folleto de propaganda anarquista. Leía hasta que la luz de la vela amenazaba apagarse. Entonces agarraba al gato y lo llevaba hasta el agujero que servía de ventana. Observaba la ciudad colonial.
-Zug, hay que destruir todo esto. Todo está mal hecho. -Zug le lamía la nariz.
-Sos un burgués indecente, Zug."

martes, 28 de junio de 2016

"Entrega", de Pablo Bernasconi

Así es el contacto humano: la ola te lleva, corazón como vela, casco de cartón. Permeables, precarios, potentes. La ola también te pone al borde del precipicio. You never fuckin' know when or why.
Acá, la ola de Pablo es esperanzadora, ¿no? Me gusta, me la apropio. A él seguro no le va a molestar.

sábado, 26 de marzo de 2016

Palestina por Bansky

dale, seguí comiendo la galletita que te ponen en la boca...
Make this the year YOU discover a new destination


miércoles, 2 de marzo de 2016

Palabra clave: "consentimiento"

"Tea Consent", un perfecto video para explicar el famoso "consenting adults" en el sexo. Luego de pasarme una tarde con mis sobrinas teen entrando en chatrooms, a modo de investigación, para ver a qué velocidad le pedían nudes o le mostraban un órgano sexual [(de entrada vimos a dos masturbándose casi en cámara (de costadito, porque los monitorean a los chats de video)], experimentando en broma pero no tanto lo que implican esas situaciones, se me hace presente este video tan viralizado. Por eso y por las propias experiencias (que para qué contarlas), un poco de "educando al soberano". Muchachos, watch and learn:


[Toda la data en el link de Youtube.]